Economía

Martín Guzmán defendió el acuerdo con el FMI en el Senado

Compartir Nota


El ministro de Economía expuso ante la cámara Alta el acuerdo con el Fondo Monetario que obtuvo media sanción el viernes pasado

El ministro de Economía Martín Guzmán defendió durante cinco horas este lunes el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional en el Senado, admitió que el Gobierno no tiene el dinero necesario para afrontar la semana próxima el vencimiento de deuda con el FMI, dijo que un evento de incumplimiento complicará el frente cambiario y la inflación y descartó, ante repetidas consultas de los senadores, un aumento de retenciones a las exportaciones de granos.

Así, con la exposición del ministro de Economía junto con el jefe de Gabinete Juan Manzur y otros funcionarios del equipo económico, el Senado comenzó el debate en comisión del proyecto que avala el acuerdo que el Gobierno alcanzó con el Fondo Monetario Internacional, aprobado el viernes por la Cámara de Diputados y que el oficialismo espera sancionar esta semana.

“El primer objetivo es abordar el problema que se presenta en la balanza de pagos para 2022 y los dos años próximos producto del acuerdo Stand By de 2018. La Argentina tiene una carga de deuda récord que acumula vencimientos de USD 19.000 millones este año y USD 20.000 millones para 2023. Son montos tales que no hay ninguna posibilidad que el país pueda hacer frente”, comenzó en su exposición el ministro.

Con la exposición del ministro de Economía Martín Guzmán, el Senado comenzó este lunes el debate en comisión del proyecto que avala el acuerdo que el Gobierno alcanzó con el Fondo Monetario Internacional
“Implica un potencial desestabilizante con consecuencias cambiarias, sociales y de inflación severas. Argentina necseita la capacidad de evitar un shock desestabilizante. Buscamos evitar que la Argentina tenga una situación de profundo estrés cambiario”, continuó el jefe del Palacio de Hacienda.

Por otra parte, el ministro de Economía habló sobre el impacto de la guerra en el este europeo en la economía argentina. “El contexto internacional es complejo. La pandemia generó grandes disrupciones en la economía mundial, ahora la guerra entre Rusia y Ucrania, que implica impactos en los precios a nivel internacional que impactan en la canasta alimentaria argentina”, mencionó Guzmán.

“La guerra entre Rusia y Ucrania está presente en la Argentina, hoy se ve en los precios de lo que se paga en todo lo que se relaciona con las commodities, como los productos que insumen trigo, los huevos, la leche, aceites, la canasta de consumo”, afirmó en ese sentido.

“En este contexto de incertidumbre local hay que lidiar con las contingencias. El último tramo de la negociación se enfocó en las contingencias de lidiar con los escenarios que se puedan presentar. Es de esperar que en una circunstancia así el Gobierno nacional tenga que actuar para lidiar con lo que se presente”, continuó el ministro. En estas horas se espera que el Poder Ejecutivo anuncie un aumento de retenciones para la exportación de algunos productos agropecuarios.

Consultado respecto a la posibilidad de aumentar los derechos de exportación, Guzmán respondió: que “no hay ningún compromiso asumido en el contexto del programa con el FMI sobre impuestos o retenciones. El programa establece un conjunto de compromisos y metas pero es la responsabilidad del Gobierno el diseño y la ejecución de un número de aspectos grande para cumplir con los compromisos”, apuntó.

Tras una consulta del senador y productor agropecuario Alfredo De Angeli, el ministro de Economía dijo sobre la posibilidad de aumentar retenciones que “es de una dureza la situación (internacional), que hay que tomar plena conciencia de lo que conlleva para la Argentina”, mencionó. “El impacto en los precios de los alimentos es significativo y que se ve con claridad en las últimas tres semanas. No hacer nada implica una situación en la que este shock termina siendo regresivo”, continuó Guzmán.

“El impacto en los precios de los alimentos es significativo y que se ve con claridad en las últimas tres semanas. No hacer nada implica una situación en la que este shock termina siendo regresivo” (Guzmán)
“El Estado tiene instrumentos limitados y siempre se busca llegar a acuerdos primero para que este shock no resulte una presión en el precio de los alimentos que dañe a millones de argentinos”, agregó el funcionario. “Venimos trabajando con fideicomisos para lograr una brecha entre el precio internacional y el interno, esa ha sido la línea de trabajo, la línea preferida”, dijo, pero contrapuso que en la actualidad “enfrentamos un shock de una magnitud que es difícil encontrar precedente, la decisión tiene que ver con la naturaleza de lo que vivimos”, continuó. Por último, descartó que haya un aumento de retenciones para granos como maíz o trigo.

Consultado por el senador radical Martín Lousteau respecto a las consecuencias de no llegar a un acuerdo antes del 22 de marzo, fecha de pago prevista, Guzmán admitió que “hoy no se cuenta con los recursos para hacer frente a los pagos de la semana próxima. Si no hay acuerdo, la Argentina ingresaría en situación de mora. Lo mejor para el país sería cumplir con este proceso previo a hacer frente a los pagos”, mencionó.

Por otra parte, si bien dijo que la media sanción de la Cámara de Diputados “ha sido un paso muy importante y positivo” también defendió el hecho de haber presentado un proyecto de ley que además de la autorización de refinanciamiento también incluyera el programa económico propiamente dicho. “No es sano que un gobierno de turno pueda actuar de una forma que, sin amplio respaldo, implique la posibilidad de seguir un camino muy nocivo para la Argentina”, afirmó.

Guzmán y Manzur se reunieron con senadores antes de su exposición para defender el acuerdo con el FMI
Guzmán y Manzur se reunieron con senadores antes de su exposición para defender el acuerdo con el FMI
“En este contexto, es responsabilidad de nuestro Gobierno Nacional construir certezas en un contexto de incertidumbre. Es por ello que adquiere importancia la posibilidad de resolver las tensiones en la balanza de pagos que en lo inmediata afronta Argentina”, continuó. “Es fundamental contar con condiciones que nos permitan tener una situación de crecimiento de las oportunidades de trabajo, mayor dinamismo productivo y estabilidad macroeconómica, incluyendo el problema de la inflación, que es un mal para el funcionamiento del sistema económico”, comentó el ministro de Economía.

Respecto a la inflación, Guzmán dijo: “El Estado juega un rol para buscar anclar expectativas. Para que ese rol pueda ser efectivo vía políticas de precios e ingresos, es fundamental que haya reservas en el Banco Central para que las expectativas estén más calmadas y no se alimenten expectativas de saltos en el tipo de cambio”. “Hay un entendimiento mutuo (con FMI) de que la inflación es un problema con múltiples causas; no es un fenómeno puramente monetario como en las que se manifestaba en las pericias en las que se basó el programa del 2018″, siguió.

“La guerra entre Rusia y Ucrania está presente en la Argentina, hoy se ve en los precios de lo que se paga en todo lo que se relaciona con los commodities, como los productos que insumen trigo, los huevos, la leche, aceites, la canasta de consumo” (Guzmán)
En la primera audiencia, el jefe de Gabinete, Juan Manzur, y Guzmán se presentan ante la Comisión de Presupuesto que preside el senador del Frente de Todos (FdT) por La Rioja Ricardo Guerra. A la reunión que se realiza desde las 15.02 en el salón Azul del Congreso están invitados, además de Manzur y Guzmán, el director el Banco Central, Miguel Pesce, y la directora de la Administración General de Ingresos Públicos (AFIP), Mercedes Marcó del Pont.

El objetivo del oficialismo es contar el martes con un dictamen y convertir en ley antes del viernes la iniciativa que autoriza al Poder Ejecutivo a suscribir un nuevo entendimiento con el FMI. El jefe del bloque oficialista, José Mayans, confirmó el pasado viernes que se reunió con la titular del Senado, la vicepresidenta Cristina Kirchner, y que recibió instrucciones para dar “rápido tratamiento” al texto aprobado por la Cámara baja.

Reunión de la Comisión de Presupuesto y Hacienda del Senado de la Nación, con la presencia del Ministro de Economía Lic. Martín Guazman, el Jefe de Gabinete de Ministros Juan Luis Manzur, el Presidente del Banco Central, Miguel Angel Pesce y la directora de la AFIP, Mercedes Marcó Del Pont, el 14 de Marzo de 2022, en Buenos Aires, Argentina. (Foto: Juan Carlos Cardenas / Comunicación Senado.)
Reunión de la Comisión de Presupuesto y Hacienda del Senado de la Nación, con la presencia del Ministro de Economía Lic. Martín Guazman, el Jefe de Gabinete de Ministros Juan Luis Manzur, el Presidente del Banco Central, Miguel Angel Pesce y la directora de la AFIP, Mercedes Marcó Del Pont, el 14 de Marzo de 2022, en Buenos Aires, Argentina. (Foto: Juan Carlos Cardenas / Comunicación Senado.)
Guzmán fue el encargado de exponer ante los diputados sobre por qué el proyecto debía tener el acuerdo del Congreso para evitar consecuencias en la economía, y lo hizo, aún a su estilo, en duros términos: “La alternativa es un crecimiento de la incertidumbre y no redunda en nada mejor. Por el contrario va a generar una situación de profundo estrés cambiario con consecuencias inflacionarias, la actividad económica, el empleo y la pobreza”, mencionó ante el plenario, del que no participaron legisladores de La Cámpora.

“Es nuestra responsabilidad marcar lo potencialmente desestabilizante de la situación si la Argentina enfrenta si no se refinancia la deuda de 2018. Enfrentamos caminos que se bifurcan, es un problema grave. Esta es una solución en pasos y este es uno muy importante. El acuerdo que hoy trae el Gobierno establece un camino transitable”, defendió.

Si bien la mitad del trámite parlamentario ya fue cumplimentado, el debate en la cámara alta estará enmarcado en una cuenta regresiva que suena cada vez más cerca. El próximo 21 y 22 de marzo son las fechas previstas en el calendario de pagos al FMI, y en las que el Gobierno debería abonar USD 2.786 millones de vencimientos de deuda al organismo.

El objetivo del oficialismo es contar el martes con un dictamen y convertir en ley antes del viernes la iniciativa que autoriza al Poder Ejecutivo a suscribir un nuevo entendimiento con el FMI
Se espera que el Senado tenga un tratamiento “exprés” del proyecto de ley. Tras la presencia de Guzmán y otros funcionarios en la comisión, en los próximos días llegará la discusión propiamente dicha de los senadores para conseguir dictamen y el jueves podría tratarse en el recinto.

El viernes por la madrugada, Tras una maratónica sesión de más de 12 horas, el oficialismo logró aprobar en la Cámara de Diputados el acuerdo con el FMI para refinanciar la deuda de USD 44 mil millones contraída por Mauricio Macri en 2018. La votación cerró con 202 votos positivos, 37 negativos y 13 abstenciones.

Luego de haber mantenido su posición en el más estricto hermetismo durante toda la tarde, Máximo Kirchner y los diputados de su espacio optaron por bajar al recinto a último momento. La Cámpora votó negativamente, al igual que dos legisladores de Patria Grande. El Frente de Todos tuvo 28 votos negativos y 13 abstenciones en sus filas.

close

Hola 👋
Suscribite a Nuestro Boletín de Noticias.

Comentar Noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba