Economía

RUSSIA, UCRANIA & ECONOMÍA ARGENTINA «hay que ser muy taura para comprar la SOJA a u$s 600» economista Jorge Ingaramo a ENTRERIOSNOTICIAS.AR

Todo conflicto bélico, genera adversas consecuencias económicas, a corto, mediano y largo plazo y éste no es la excepción. Ucrania hace espejo con gran parte de nuestra economía; ya sea en energía, cereales, soja, trigo y otros. ¿Afecta o beneficia a la Argentina? Entrevistamos al economista Jorge Ingaramo.

Compartir Nota

Hilda Sosa WWW.ENTRERIOSNOTICIAS.AR

Por estas horas, la humanidad entera, está viviendo estupefacta, el ataque voráz, del premier ruso Vladimir Putín, sobre el estado ucraniano; país europeo éste, que allá en los albores de la década del noventa, supo independizarse de quien «ahora lo ataca», como algunos otros; después de la finalización de la Guerra Fría y la icónica Caída del Muro de Berlín.

Claramente, nuestro presente, está atravesado y definido, por una situación implacablemente adversa, cuyas consecuencias, interpelarán y devastarán la micro y macro economía, a nivel mundial. Un escenario globalizado, donde nadie queda fuera y donde específicamente nuestro país, se lo mira desde una óptica de ¿»cercanía»? los rusos; de hecho el presidente Albreto Fernández visitó la tierra zarista, hace menos de un mes.

Si de guerras hablamos, una de sus consecuencias más temidas, tiene que ver con lo económico y específicamente, en esta área, nuestro país, se vería desbalanceado y a la vez, beneficiado; por ejemplo dentro de la caída de la tasa de crecimiento de la economía mundial; en el mercado energético; en los mercados financieros y sobre todo, en un alza del precio de cereales y oleaginosas.

Para hablar de este escenario, desde ENTRERIOSNOTICIAS.AR, dialogamos con el economista cordobés, Jorge Ingaramo, quien prima facie, destacó la bondades de la tierra ucraniana, la cual, con sus más de 20 millonres de hectáreas, cuenta con las cinco praderas, más importantes del mundo; amén de estar ubicada geográficamente, en un lugar sumamente estratégico, lo que la hacer permanente ganadora de las licitaciones de trigo, maíz, soja, aceites y demás.

Respecto de la escalada del precio internacional de la soja a u$s 604, consecuencia directa del conflicto bélico, expresó «hay que ser muy taura (corajudo, fanfarrón), para comprar la soja a u$s 650», explicando a posteriori, que los compradores, claramente, se mantendrán en espera.

En cuanto a Vladimir Putín, dijo implacable, «es su caballo de troya, para que todo el mundo en todos los continentes hablen de él», sellando su comentario, destacando que erróneamente, se lo vincula con la figura hitleriana; ya que su proyección, es con la Russia Zarista de Pedro el Grande, de la época de los zares y los Romanov.

Párrafo aparte, dedicó a China, ya que se preguntó cual será la postura a tomar, la cual será absolutamente relevante y sustantiva, «Xi Jinping no tiene interés, en que ésto se magnifique». (VIDEO)

¿Cuál es la historia del conflicto entre Ucrania y Rusia?

Las tensiones entre Ucrania y Rusia, ambos antiguos estados soviéticos, se intensificaron a finales de 2013 por un histórico acuerdo político y comercial con la Unión Europea. Después de que el entonces presidente prorruso, Víktor Yanukóvich, suspendiera las conversaciones -al parecer por presión de Moscú-, durante semanas estallaron protestas violentas en Kiev.

Luego, en marzo de 2014, Rusia se anexionó Crimea, una península autónoma en el sur de Ucrania con fuertes lealtades rusas, con el pretexto de que estaba defendiendo sus intereses y los de los ciudadanos de habla rusa. En primer lugar, miles de tropas de habla rusa, apodadas «hombrecillos verdes» y posteriormente reconocidas por Moscú como soldados rusos, se lanzaron a la península de Crimea. A los pocos días, Rusia completó su anexión en un referéndum que fue tachado de ilegítimo por Ucrania y la mayor parte del mundo.

Poco después, los separatistas prorrusos de las regiones ucranianas de Donetsk y Lugansk declararon su independencia de Kiev, lo que provocó meses de intensos combates. A pesar de que Kiev y Moscú firmaron un acuerdo de paz en Minsk en 2015, con la mediación de Francia y Alemania, se han producido repetidas violaciones del alto el fuego.

Según las últimas cifras de la ONU se produjeron más de 3.000 muertes de civiles relacionadas con el conflicto en el este de Ucrania desde marzo de 2014.

La Unión Europea y Estados Unidos impusieron una serie de medidas en respuesta a las acciones de Rusia en Crimea y el este de Ucrania, incluidas sanciones económicas dirigidas a personas, entidades y sectores específicos de la economía rusa.

¿Cuál es la posición de Rusia?

El Kremlin ha negado en repetidas ocasiones que Rusia planee invadir Ucrania, insistiendo en que Rusia no supone una amenaza para nadie y que el desplazamiento de tropas por su propio territorio no debería ser motivo de alarma.

Moscú considera que el creciente apoyo a Ucrania por parte de la OTAN -en términos de armamento, entrenamiento y personal- es una amenaza para su propia seguridad. También acusó a Ucrania de aumentar su propio número de tropas en preparación para un intento de retomar la región de Donbas, una acusación que Ucrania ha negado.

El presidente de Rusia, Vladimir Putin, pidió acuerdos legales específicos que excluyan cualquier otra expansión de la OTAN hacia el este, hacia las fronteras de Rusia, diciendo que Occidente no cumplió con sus anteriores garantías prometidas.

Putin también dijo que el despliegue de armas sofisticadas de la OTAN en Ucrania, como los sistemas de misiles, sería cruzar una «línea roja» para Rusia, en medio de la preocupación en Moscú de que Ucrania está siendo cada vez más armada por las potencias de la OTAN.

El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, dijo el mes pasado que Estados Unidos y otros Estados miembros de la OTAN ya estaban suministrando armas y asesores militares a Ucrania. «Y todo esto, por supuesto, conduce a un mayor agravamiento de la situación en la línea fronteriza», dijo.

Si EE.UU. y sus aliados de la OTAN no cambian de rumbo en Ucrania, el ministro de Asuntos Exteriores ruso, Sergei Lavrov, advirtió que Moscú tiene «derecho a elegir la forma de garantizar sus legítimos intereses de seguridad».

¿Cuál es la posición de Ucrania?

El gobierno ucraniano insiste en que Moscú no puede impedir que Kiev estreche lazos con la OTAN si así lo decide.

«Rusia no puede impedir que Ucrania se acerque a la OTAN y no tiene derecho a opinar en las discusiones pertinentes», dijo el Ministerio de Asuntos Exteriores en una declaración a CNN, en respuesta a los llamamientos rusos para que la OTAN detenga su expansión hacia el este.

«Cualquier propuesta rusa de discutir con la OTAN o con Estados Unidos las supuestas garantías de que la Alianza no se expandirá hacia el Este es ilegítima», añadió.

Ucrania insiste en que Rusia busca desestabilizar el país, y el presidente del país, Volodymyr Zelensky, declaró recientemente que se descubrió un complot golpista en el que participan ucranianos y rusos.

El ministro de Asuntos Exteriores de Urania, Dmytro Kuleba, advirtió que un golpe de Estado planeado podría formar parte del plan de Rusia antes de una invasión militar. «La presión militar externa va de la mano de la desestabilización interna del país», dijo.

Las tensiones entre los dos países se vieron exacerbadas por el agravamiento de la crisis energética ucraniana, que Kiev cree que Moscú ha provocado a propósito.

Al mismo tiempo, el gobierno de Zelensky se enfrenta a desafíos en muchos frentes. La popularidad del gobierno se estancó en medio de múltiples desafíos políticos internos, incluyendo una tercera ola de infecciones de covid-19 en las últimas semanas y una economía en dificultades.

Mucha gente también está descontenta porque el gobierno aún no cumplió las prestaciones que prometió ni puso fin al conflicto en el este del país. Se produjeron protestas antigubernamentales en Kiev.

Algo, sobre el Licenciado Jorge Antonio Ingaramo

• Licenciado en Economía en la Universidad Nacional de Córdoba

• Ex investigador del IERAL de la Fundación Mediterránea

• Ex Subsecretario de Economía Agraria, MEyOSP

• Ex Subsecretario de Desregulación y Organización Economía, MEyOSP

• Ex Subsecretario de Comercio Interior, MEyOSP

• Ex Subsecretario de Inversión Pública, MEyOSP

• Autor de numerosos artículos periodísticos y trabajos de investigación

• Consultor del Banco Mundial en el “Proyecto del Estudio de la Estrategia (NSS)”, en la actividad 5: Oportunidad de fijación de carbono en plantaciones forestales (Set-Dic. De 2002).

• Ex Tesorero de ASAGIR (Asociación Argentina de Girasol) y de MAIZAR (Asociación Maíz Argentino).

• Ex Director del Instituto de Estudios Económicos de la Bolsa de Cereales de Buenos Aires.

• Ex Director Ejecutivo del Foro de la Alimentación, la Nutrición y la Salud.

• Asesor de empresas y Profesor en cursos de posgrado de la Universidad de Buenos Aires y de la Universidad del CEMA.

• Conductor de programas periodísticos en radio, televisión por cable y columnista del diario La Mañana de Córdoba.

close

Hola 👋
Suscribite a Nuestro Boletín de Noticias.

Comentar Noticia

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba